Sistema Político y Electoral

La definición, el análisis, y, en última instancia, el entendimiento de la vida política a partir de un enfoque sistémico implica la interrelación de los componentes que forman parte de dicho sistema entre sí, así como con otros componentes que se encuentran en el ambiente dentro del cual interactúa dicho sistema; estas relaciones se dan a partir de un proceso de respuestas y retroalimentación constante (Easton, 1969). En este sentido, los sistemas políticos están circunscritos en los límites y los procesos de comunicación entre demandas ciudadanas, respuestas de las autoridades, y la evaluación de los ciudadanos, nuevamente, a esas respuestas (Pasquino, 2004).

sistema politico electoral
sistema politico electoral

Los componentes de un sistema político, por lo tanto, son la autoridad, el régimen, y la comunidad política. La comunidad política es el conglomerado de todas aquellas personas sujetas a las determinaciones de las autoridades, así como los modos de funcionamiento del régimen. El régimen, por su parte, son todas las normas, reglas, y procedimientos que definen la forma en la que funcionan las instituciones y cómo se comportan los miembros de la comunidad política y las autoridades. Finalmente, las autoridades son las personas que detentan los cargos mediante los cuales se definen las determinaciones bajo las cuales deben regirse los miembros de la comunidad política (Pasquino, 2004 con base en Easton, 1969).

¿Qué es una Constitución?

Los regímenes son los componentes más comúnmente atendidos por los estudiosos de la política. En ese sentido, la propuesta de diferenciarlos a partir de sus principios, rendimientos, e instituciones (Norris, 1999) aclara el panorama para la atención en las instituciones políticas por separado y de manera diseccionada de los otros componentes.

Las principales instituciones de un sistema político, entonces, son la forma o sistema de gobierno, diferenciando entre parlamentarismo, presidencialismo, y semi presidencialismo; el tipo de sistema de partidos, donde, a partir de la propuesta de Sartori (2005), la diferencia está en el número de partidos que interactúan y la distancia ideológica entre ellos; la estructura cameral, si tiene una composición de una o dos cámaras y, en el segundo caso, si éstas son simétricas o asimétricas; el tipo de gestión territorial, con la diferencia clásica entre los Estados unitarios y los federales; y, por último, el tipo de sistema electoral.

Si bien el enfoque sistémico no permite una jerarquía entre los componentes, reconociendo que todos los componentes parte del sistema interactúan, y afectan y son afectados por los demás componentes, los sistemas electorales pueden considerarse el momento fundacional del poder político, es decir el espacio y la instancia mediante la cual se define quién o quiénes son las autoridades dentro del sistema político. Es en este sentido que los sistemas electorales ocupan un lugar especial en esta conceptualización.

La definición de los sistemas electorales se diferencia a partir de dos enfoques, el enfoque estrecho o el enfoque amplio. Dentro del enfoque estrecho se tiene, por ejemplo, las nociones que se concentran en el “corazón” de los sistemas electorales, es decir en las reglas, procedimientos, y modos mediante las preferencias electorales, articuladas y manifestadas mediante votos, se transforman en poder político, principalmente bancas, escaños, o curules parlamentarios, pero también cualquier otro tipo de autoridad (Rae, 1971; Nohlen, 1994; Sartori, 1994). Por su parte, el enfoque amplio se concentra en el sistema electoral como todo lo relacionado a la reglamentación en materia electoral (Nohlen, 2007), sin embargo, este proceso más amplio está mejor conceptualizado como gobernanza electoral, es decir la producción de las reglas, su aplicación operativa, y la resolución de controversias del proceso electoral (Escolar, 2010).

Manteniendo claridad entre conceptos, los sistemas electorales, como forma de transformación de votos en escaños, tiene una serie de componentes o subsistemas que diferencian un sistema de otro y permite su análisis. Estos subsistemas son la estructura de nominación, de la estructura del voto, de la estructura de distrito, y de la estructura de fórmula. Cada uno de estos subsistemas contempla en su interior una serie de dimensiones que determinan ciertos tipos y, en conjunto, hacen a un sistema electoral.

La estructura de nominación refiere a la forma en la que se definen las y los candidatos que van a participar del proceso electoral. La primera dimensión de este subsistema es la de la injerencia estatal (o no) dentro del proceso, es decir si el desarrollo de elecciones primarias es obligatorio o si es opcional, así como si, en cualquiera de los dos casos, el Estado se involucra o no, y si el proceso es abierto para toda la ciudadanía o cerrado solamente para las y los militantes. La segunda dimensión es el tipo de listas que se permiten elaborar, es decir si se permiten las fusiones o conjunciones de listas entre fuerzas políticas distintas o no. Cabe aclarar que muchas de las medidas en favor de la participación política de las mujeres se aplican en este subsistema, como, por ejemplo, las cuotas, sean paritarias o de menor porcentaje obligatorio, que trabajan sobre las listas de candidaturas.

La estructura del voto, por su parte, busca responder tres preguntas centrales: ¿a quién se vota?, ¿cuántos sufragios tiene cada votante?, y ¿qué total afectan los votos emitidos? La primera pregunta se enfoca en definir qué cargos se eligen y cómo se combinan dichos cargos, es decir si se vota por el ejecutivo y el legislativo en conjunto, o si se separan ambos niveles. La segunda pregunta se concentra en la cantidad final de votos que tienen los electores, esto está en relación con la primera pregunta, ya que puede haber un sistema en el que los votantes solamente puedan emitir un voto o sistemas en los que pueden emitir tantos votos como cantidad de candidatos se estén eligiendo. Por último, la tercera pregunta busca establecer cómo se combinan los votos, en caso de que sean más de uno, para definir a qué cargo van concretamente.

que se elegira en las elecciones generales 2020

La estructura de distrito (o circunscripción) es una de las más importantes. Su dimensión de magnitud analiza si se trata de un distrito de un solo cargo (uninominal) o de varios cargos (plurinominal), esta distinción se profundiza más al evidenciar las diferencias entre distritos plurinominales según la cantidad exacta de cargos a elegir con tres tipos generales, los distritos plurinominales de magnitud baja (hasta 5 cargos), los de magnitud media (hasta 10 cargos), y los de magnitud alta (más de 11 cargos). La segunda dimensión se concentra en la cantidad de distritos que tiene un sistema, así como la posición que ocupan. Esto provoca sistemas de distritos primarios (que no pueden dividirse), secundarios, o terciarios, ordenados jerárquicamente o incluso superpuestos geográficamente.

Por último, la estructura de fórmula es la que más atención recibe. Una primera dimensión diferencia según el tipo de fórmula entre una de dos opciones generales, las fórmulas mayoritarias o las fórmulas proporcionales, las últimas a su vez se dividen entre las del tipo de cociente y las del tipo de divisores. Una segunda dimensión es la del umbral, donde se puede observar la presencia de un piso mínimo de votación que los partidos deben cumplir para ser parte del cálculo y la repartición de escaños. Finalmente, dentro de este subsistema está la estructura de alianza (que en realidad podría ser parte de la estructura de nominación y/o de voto). Se busca determinar si se vota por un candidato o una lista y, en el caso de lo segundo, si esa lista es cerrada o abierta, y si es flexible o no, básicamente si los electores pueden modificar o no el orden de las listas con su voto y si es tuición exclusiva de los partidos.

Sistema Electoral Boliviano

Para terminar, es bueno entender, también, el sistema electoral como un “conjunto de leyes y normas partidistas que rigen una competencia electoral entre los partidos y dentro de ellos” (Cox, 2004: 58). Esta definición recuerda que, bajo la lógica sistémica, no solamente el sistema electoral influye en otros componentes del sistema político, sino que es influido por éstos. Esto refleja un problema de endogeneidad al momento de la elaboración de reformas (Escolar, 2010). Los partidos que estén en el poder al momento de la reforma son los que definirán las reglas que van a regir la competencia política y electoral que regula la forma en la que esos mismos partidos (y cualquier otro que desee competir) podrán actuar y, en última instancia, conseguir representación política.

En Resumen

El Consejo

Los componentes – o subsistemas – del sistema electoral son:

  • La estructura de nominación de candidaturas.
  • La estructura del voto.
  • La estructura de distrito (o también llamada “circunscripción”).
  • La estructura de la fórmula de conversión de votos en escaños.

Sistemas Político y Electoral en Bolivia

R

1825

Convocatoria a elecciones para la Asamblea Deliberante y Constituyente bajo sufragio restringido

R

1826

Aprobación de la primera Constitución con tres tipos de legisladores: Censores, Senadores, y Tribunos.

R

1826

Se constiucionaliza la ciudadanía restringida por criterios económicos, de género y alfabiización en español

R

1831

Primera reforma constitucional. Se eliminan los Censores y se modifica la denominación de Tribunos por Representantes. La edad mínima de elegibilidad de los Senadores sube a 35 años

R

1839

Tercera reforma constitucional. Reducción de la edad mínima de elegibilidad de Senadores a 30 años

R

1843

Cuarta reforma constitucional. Se incrementa nuevamente la edad mínima de elegibilidad para Senadores a 35 años.

R

1851

Quinta reforma constitucional. Se vuelve a reducir a 30 años la edad mínima de elegibilidad para Senadores.

R

1861

Sexta reforma constitucional. Cambio a sistema unicameral y modificación de la denominación de Representantes a Diputados.

R

1868

Séptima reforma constitucional. Reinstauración del sistema bicameral con Diputados y Senadores.

R

1871

Octava reforma constitucional. Retorno a un sistema unicameral con Diputados.

R

1878

Novena reforma constitucional. Nueva reinstauración del sistema bicameral con Diputados y Senadores.

R

1938

Se reconocen derechos políticos a mujeres alfabetas con cierto nivel de ingresos económicos

R

1938

Primeras elecciones municipales con la participación política de las mujeres que cumplían el requisito de ingresos económicos

R

1951

Ultima elección con sufragio censitario a cargo del Ministerio de Gobierno

R

1952

Se amplía la ciudadanía con la instauración del sufragio universal

R

1956

Primera elección con sufragio universal

R

1956

Elección de 86 miembros del Congreso (68 Diputados y 18 Senadores)

R

1956

Creación de la Corte Nacional Electoral

R

1956

Es electa la la primera mujer parlamentaria

R

1958

Elecciones para la renovación parcial del Congreso

R

1961

Se constitucionaliza la introducción del sufragio universal, la creación de la Corte Nacional Electoral y los paridos políticos
R

1962

Elecciones para la renovación parcial del Congreso
R

1962

Incremento de la cantidad de miembros del Congreso a 99 (72 Diputados y 27 Senadores)
R

1964

Incremento de la cantidad de miembros del Congreso a 101 (74 Diputados y 27 Senadores).
R

1966

Elecciones nacionales organizadas por la Corte Nacional Electoral
R

1966

Incremento de la cantidad de miembros del Congreso a 129 (102 Diputados y 27 Senadores).
R

1964-1982

Golpes de Estado y regímenes autoritarios; empiezan con Barrientos y concluyen en 1982 con cortos periodos constitucionales de por medio
R

1978

Primeras elecciones nacionales después de gobiernos autoritarios, anuladas por fraude.

R

1978

Incremento de la cantidad de miembros del Congreso a 138 (111 Diputados y 27 Senadores).
R

1979

Elecciones Generales tras la anulación del proceso de 1978
R

1979

Introducción de la primera papeleta de votación multicolor y multisigno
R

1979

Incremento de la cantidad de miembros del Congreso a 144 (117 Diputados y 27 Senadores).
R

1979

Fórmula proporcional de cociente simple para la elección de la Cámara de Diputados.
R

1979

Los dos primeros hombres indígeneas, Julio Tumiri Apaza y Macabeo Chila Prieto, son electos diputados nacionales
R

1979

«Empantanamiento» en la elección de presidente en la segunda vuelta congresal.
R

1979

Golpe militar encabezado por el Coronel Alberto Natusch Busch
R

1980

Elecciones nacionales tras el «empantanamiento» del Congreso en la elección de presidente

R

1980

Incremento de la cantidad de miembros del Congreso a 157 (130 Diputados y 27 Senadores)
R

1980

Golpe militar encabezado por el General Luis García Mesa Tejada
R

1982

Los parlamentarios electos en los comicios de 1980 ejercen sus funciones después de dos años de nuevas dictaduras
R

1982

El congreso electo en 1980 ratifica los resultados de los comicios presidenciales y posesionan a Hernán Siles Zuazo como presidente de Bolivia, devolviendo al país el mando civil (retorno de la democracia)

R

1985

La hiperinflación por la crisis económica alcanza su pico de 8.767%
R

1985

Se adelantan las elecciones generales por la renuncia de Siles Zuazo
R

1985

Promulgación del Decreto Supremo 21060 que modificó la estructura de la política económica nacional

R

1989

Elecciones nacionales
R

1989

Cambio de la fórmula electoral para la elección de la Cámara de Diputados a una fórmula de doble cociente.
R

1989

Remedios Loza es electa como diputada, siendo la primera mujer indígena en llegar al Parlamento
R

1993

Cambio de la fórmula electoral para la elección de la Cámara de Diputados a una fórmula de divisores impares (Saint-Lagüe)

R

1994

Décimo sexta reforma constitucional. Introducción del sistema electoral mixto proporcional con le elección de la mitad de la cámara de diputados (130) elegida en circunscripciones uninominales (65)
R

1994

Reforma a la estructura de la Corte Nacional Electoral. Paso de criterios partidarios a criterios de profesionalidad

R

1997

Elecciones nacionales – entran en vigencia 68 circunscripciones uninominales con un sistema de decisión por mayoría simple
R

1997

Cambio de fórmula para la elección de la mitad de la Cámara de Diputados a una fórmula de divisores simples (D’Hondt)
R

1997

Cuota mínima del 30% para mujeres en las listas de candidaturas

R

2004

Reconocimiento de personería jurídica a Agrupaciones Ciudadanas y Pueblos y Naciones Indígenas para participar en elecciones
R

2004

Cuota mínima del 50% para mujeres en las listas de candidaturas presentadas por Agrupaciones Ciudadanas y Pueblos Indígenas

R

2005

Incrementa el número de circunscripciones uninominales a 70
R

2009

Décimo octava reforma constitucional. Reducción de la edad mínima de elegibilidad para Diputados y Senadores a 18 años.

R

2009

Incremento de la cantidad de miembros del Congreso a 166 (130 Diputados y 36 Senadores)
R

2009

Modificación en la fórmula electoral para la definición de la Cámara de Senadores hacia un sistema proporcional (D’Hondt)
R

2009

Se establecen constitucionalmente siete circunscripciones uninominales especiales para Naciones y pueblos indigenas, originarios , campesinos minoritarios

R

2010

La Ley de Régimen Electoral establece la paridad y alternancia obligatoria de género en las listas de candidaturas en cargos titulares y suplentes

R

2011

Primera elección de máximas autoridades judiciales por voto popular
R

2014

El número de circunscripciones uninominales reduce a 63 (y se incorporan 7 escaños especiales indígenas)
R

2016

Referéndum constitucional para la ampliación de la cantidad de reelecciones presidenciales. Gana la opción del «NO»

R

2017

Segunda elección de máximas autoridades judiciales por voto popular
R

2019

Elecciones Generales anuladas

Referencias:

Cox, Gary (2004). La coordinación estratégica de los sistemas electorales del mundo. Hacer que los votos cuenten. Barcelona: Editorial Gedisa.

Easton, David (1969). Esquema para el análisis político. Buenos Aires: Amorrortu Editores.

Escolar, Marcelo (2010). “La política de la reforma: notas sobre el sistema de partidos y la gobernanza electoral” en La reforma política en Argentina, pp. 51-81. Buenos Aires: Jefatura de Gabinete de Ministros / Poder Ejecutivo Nacional.

Nohlen, Dieter (1994). Sistemas electorales y partidos políticos. México D.F.: Universidad Nacional Autónoma de México y Fondo de Cultura Económica.

Nohlen, Dieter (2007). “Sistemas electorales presidenciales y parlamentarios” en Dieter Nohlen, Daniel Zovatto, Jesús Orozco, y José Thompson (compiladores), Tratado de Derecho Electoral Comparado de América Latina, pp. 294-333. México D.F.: Fondo de Cultura Económica, Instituto Interamericano de Derechos Humanos, Universidad de Heidelberg, International IDEA, Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, Instituto Federal Electoral.  

Norris, Pippa (1999). Critical Citizens. Global Support for Democratic Governance. Oxford: Oxford University Press.

Pasquino, Gianfranco (2004). Sistemas políticos comparados. Buenos Aires: Prometeo Libros.

Rae, Douglas (1971). The Political Consequences of Electoral Laws. Londres y New Haven: Yale University Press.

Sartori, Giovanni (1994). Ingeniería constitucional comparada. Una investigación de estructuras, incentivos y resultados. México D. F.: Fondo de Cultura Económica.

Sartori, Giovanni (2005). Partidos y sistemas de partidos. Madrid: Alianza Editorial.

Contacto
endemocracia@aru.org.bo
+591-2-2779067
Calle Julio Patiño Nro. 1366, Edificio López Azero, piso 4, oficina 402, zona de Calacoto, La Paz - Bolivia
Nuestras Redes
© 2020 #EnDemocracia Diseño y Desarrollo Bolivia Webs | Todos los Derechos Reservados